Los peces del campus San Joaquín preocupan a estudiantes debido a las condiciones en las que se encuentran, y los tratos recibidos por la misma comunidad estudiantil. El estanque que alberga a estos seres vivos, que tiene apenas una profundidad de 20 centímetros, cuenta con una importante cantidad de alga y mugre, y se encuentra expuesto constantemente a agentes externos que pueden resultar perjudiciales para ellos: perros, aves, y la intervención dañina de otros estudiantes y visitantes del campus que incluso han provocado la muerte de algunos de estos peces. De acuerdo a un especialista pecuario y representantes estudiantiles, se deben tomar medidas al respecto.  

Pez encontrado muerto por un estudiante en marzo del 2023.
Pez encontrado muerto por un estudiante en noviembre del 2022. 

El pez no pudo defenderse. Su agresor era un estudiante secundario que visitaba, junto a su colegio, el Campus San Joaquín para la Expo Futuro Novato celebrada el pasado octubre. Fue atravesado con un palo mientras estudiantes miraban atónitos el ataque. Ninguno llamó a seguridad del campus. El colegial terminó por darle muerte al pequeño animal. Diversos testimonios aseguran que no hubo consecuencia alguna por parte de la Universidad para el responsable.  

Según diversas opiniones expuestas en redes sociales, las condiciones de los peces del campus San Joaquín preocupan a los estudiantes. De acuerdo a un sondeo realizado por El PUClítico en el mes de diciembre, de 145 estudiantes encuestados, un 80.7% cree que los peces no se encuentran en buenas condiciones, y un 74.5% está de acuerdo en que estos deberían ser trasladados a otra parte. Incluso, la base de datos del grupo “Estudiantes UC” en Facebook, arroja que desde el año 2016 existen 17 publicaciones de quejas en relación al estado de los peces, algunas con evidencia de ejemplares encontrados muertos en los estanques que han existido en el campus.

Pez muerto encontrado en agosto del 2016, en el entonces hall de San Joaquín.  

En el mismo sondeo, la comunidad UC da testimonios sobre las condiciones de los peces en los estanques de San Joaquín; “Una vez vi como uno de los peces tenía una aleta rota y se alejaba de los demás peces que lo atacaban. Se veía de muy mal ánimo, pienso que algunos de los peces deben ser separados”, relata uno de los testimonios recabados. De igual manera, los encuestados se refieren a acciones de los propios estudiantes del campus. “Cuando yo me titulé, el año pasado, los exámenes de título se rendían en la facultad de psicología. Cuando los estudiantes salían de los exámenes abrían champañas frente a los peces, y el líquido caía en la pileta, por lo que los peces estuvieron varias semanas expuestos al alcohol. Intentábamos decirles a los compañeros que veíamos que abrieran la champaña más lejos, pero no lo hacían”. “Los peces (sobre todo los que están frente a las salas N), no tienen el espacio suficiente, tienen el agua casi siempre sucia, e incluso he visto como algunos tienen heridas o (hace poco), como había un pájaro muerto en el agua, con gusanos”, son algunos de los testimonios compartidos a El PUClítico.

En el segundo semestre del año 2023, uno de los peces llamó la atención de un grupo de estudiantes debido a un visible tumor grande en una de sus aletas. Este caso no sería el único relacionado a las condiciones de salud e higiene de estos animales. El estanque que recorre las salas de la escuela de Psicología tiene alrededor de 20 centímetros de profundidad y carece de algún tipo de filtración de agua. Esto se manifiesta en peces delgados los cuales, además, muchas veces tienen su aleta dorsal fuera del agua. Según nos comenta uno de los denunciantes de “Estudiantes UC”, quien prefiere mantener su identidad en anonimato, los animales buscan alimento en el fondo de los estanques, y manifiesta su preocupación por la nula alimentación y cuidados que estos peces reciben por parte de la administración del campus. 

Frente a estos problemas, Rodrigo Pincheira, médico veterinario de la Universidad Santo Tomás, experto en Medicina y Cirugía en animales exóticos, declara que los animales a simple vista están en “condiciones estándar” pero perfectibles. Viendo imágenes tomadas de los especímenes en los últimos meses, detalla sobre la higiene en el hábitat en que viven los peces: “Las algas que existen son producto de la omisión en el concepto de limpieza. Son fuentes de infección a largo plazo. Los peces koi no son peces limpiadores”.  Con respecto al pez con tumor hallado por los estudiantes, Pincheira sostiene que las apariciones de masas neoplásicas pueden ser infecciosas, ya que es posible que se trate de un problema viral. “Los peces también pueden sufrir de papiloma virus. Si el pez se golpeó, y si el pez está en un ambiente sucio, es probable que se infecte”, sostiene el experto. 

Pez con masa neoplásica fotografiado por estudiante en noviembre del 2023. 

Según el blog naturista Endanea, los peces koi son una especie omnívora que se alimenta principalmente de larvas, mosquitos y algas que rodean su ecosistema, pero que aquello “no sería suficiente para mantener las condiciones óptimas de salud”. La dieta de estos animales se tiene que complementar con “comida comercial”, como pellet y comida procesada, cuya dosis varía según la temperatura del estanque. 

Andrea Figueroa, médica veterinaria encargada de los cuatro campus de la UC en la Región Metropolitana, afirma que no existe rutina de alimentación para los animales, dado que se alimentan por el “ecosistema sustentable generado por las piletas”.  

Sin embargo, Pincheira explica que la omisión de una rutina alimentaria de estos ejemplares podría incurrir que lo peces practiquen canibalismo para complementar su dieta: “Que se diga que su ambiente es sustentable no quiere decir que se estén alimentando de manera correcta. Se pueden dar casos de canibalismo donde los peces atacan al más débil o más ‘pollito’”, añade el experto. 

De acuerdo a lo declarado por Andrea, la pileta no cuenta con un filtro, y sólo se realizan limpiezas trimestrales. Los peces, de acuerdo a la especialista, se encuentran en “condiciones favorables”, con tamaño adecuado, piel brillosa, y con reproducción adecuada: “Todo siempre es mejorable, pero considero que no requiere mejoras, pues alteraría el ecosistema que se ha mantenido por años”, afirma Figueroa. 

Sin embargo, al contrario de lo señalado por la veterinaria del campus, el especialista Rodrigo Pincheira sostiene que las condiciones de los peces koi y carpas del campus están lejos de ser óptimas; estos deben ser alimentados, de acuerdo al experto, con una frecuencia mínima de cuatro veces a la semana, con una dieta especial. Además, la frecuencia de limpieza ideal, con un buen filtro, de una vez a la semana como mínimo.   

Con respecto a que los estudiantes arrojen comida, galletas o pan a la pileta, el médico Pincheira afirma que es una práctica que no debiese realizarse pero que “a falta de alimento, peor es nada”. Además, el experto enfatiza la importancia de que no se tiren monedas u otros objetos que perturben la limpieza del estanque. 

El PUClítico, junto a un estudiante interesado en el cuidado de los peces koi y carpas, asistió al campus en enero de este año para examinar la calidad y composición del agua de los dos estanques que se encuentran cercanos a la biblioteca de San Joaquín. Con un maletín examinador de pH se pudo determinar que el agua en la que viven los peces está en condiciones regulares y fuera de peligro inminente. El pH del agua de los estanques se encuentra dentro de los parámetros estables y no hay presencia de nitritos ni otros componentes dañinos y contaminantes para los peces.  

No obstante, aquello no significa, de acuerdo a Pincheira, que la situación no requiera mejoras, sobre todo en lo que respecta a la alimentación, limpieza, y, sobre todo, al cuidado y responsabilidad por parte de toda la comunidad.  

Los diversos representantes estudiantiles, del territorio de Ciencias Sociales, coinciden en la mala situación en la que se encuentran los animales, y, a criterio de ellos, se ha priorizado el rol de estos animales como un adorno por sobre su bienestar. “Siempre han estado ahí desde que soy chico, siempre se han sentido un poco de adorno, se ven como si estuvieran como ‘zombie’, lo único que vi fue una intervención pequeña, mucha gente los maltrata, los toman, los sacan o los molestan, algo malo está pasando ahí, y se cae en este sentido de que los peces no deberían estar, están ahí para decorar, se ha sabido de casos donde han sacado peces y los han retirado, debe haber algo que haya visto el campus (en esa situación)”, declara Ignacio Serrano, presidente electo del Centro de Estudiantes de Sociología. 

Pequeña intervención referida por Ignacio, realizada en abril de 2023 por estudiante desconocido. 

“Si te soy sincera, esta es la primera vez que el tema se pone en la mesa de discusión, creo que se ha pasado por alto durante bastante tiempo (…) creo que se podría lograr conversar sobre eso con autoridades y ver si podríamos evaluar la situación, entendiendo que la prioridad es el bienestar de los peces y no verlos como un mero objeto que hace que la universidad y su espacio se vea más lindo”, menciona Catalina Erazo, consejera territorial por Ciencias Sociales. 

En congruencia con lo relatado por Catalina, sobre la despreocupación de los representantes estudiantiles al respecto del tema, un estudiante encuestado comenta: “He leído los programas de los candidatos a la federación y algunos mencionan sustentabilidad, pero nunca hacen algo con ello. Los peces están en muy malas condiciones y han sido numerosas las veces en que estudiantes, en especial los novatos, ven con ojos de cambio y querer mejorar el campus como, por ejemplo, el problema con los peces”. Por otra parte, en relación con las autoridades, otro testimonio asegura: “A finales de segundo semestre del año pasado yo hablé con administración por la situación en la que se encontraban los peces, di mi correo, datos, etc. y hasta el día de hoy no me han dicho nada”. 

“Los peces son animalitos en los que a veces no se genera un vínculo profundo. En este caso el tutor es todo el cuerpo estudiantil, y son peces que requieren atención y cuidados”, describe Pincheira. Todos los estudiantes que visitan la pileta son, en parte, los dueños. Por lo mismo, insta a los estudiantes, así como a la UC, a tomar conciencia frente a la situación. “Hay cosas que se pueden hacer, desde algo simple, como colocar un cartel para advertir sobre no arrojar comida o información sobre el cuidado de los peces (…) Creo que es importante que la Universidad se comprometa con los animales” agrega el experto. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You May Also Like

Spoiler Alert: Elecciones FEUC 2023

Un año más, otro periodo de las esperadas Elecciones FEUC y, como…

VOTO A VOTO: Revisa cómo va el escrutinio FEUC en directo

En el siguiente link podrás encontrar la actualización en vivo y el…

60 mil pesos, dos comisiones de disciplina y múltiples renuncias: cronología de lo ocurrido con Avanzar

El pasado jueves 15 de junio, posterior a que el Consejero Territorial…

“Contamos con ellos y que cuenten con nosotros”: Lanzamiento de Chile Necesita ESI por estudiantes UC recibe atención del gobierno

La iniciativa encarrilada mediante la Escuela Abierta recibirá durante los próximos meses…